banner_2doinforme_monterrey_900x110px.gif

El Apóstol de Jesucristo Naasón Joaquín García Presente espiritualmente en la Santa Cena 2019

PDFImprimirCorreo

 

 

 

“Hoy la distancia no existe, hoy los paredes, los barrotes se desvanecen, hoy puedo contemplar vuestros rostros y me veo junto a vosotros, cierro mis ojos materiales y puedo ver nuestra confianza y fervor espiritual, oigo nuestra voz que se eleva hasta el cielo, ¡Si, aquí estoy a vuestro lado!”. NJG.


GUADALAJARA, Jalisco a 14 de agosto de 2019 Por Abisaí Rubio enviado especial de la Agencia RN Noticias.- Ante el asombro de millones de personas por la ausencia física del Director Internacional de la Iglesia La Luz del Mundo, el Apóstol de Jesucristo Naasón  Joaquín  García, este miércoles 14 de agosto más de 600 mil delegados providentes de 58 países  del mundo celebraron en Guadalajara, Jalisco, la octogésima Primera edición de la Santa Cena 2019.

Adoraim Joaquín Zamora hijo del Apóstol de Jesucristo leyó un carta enviada desde sus prisiones “Hoy la distancia no existe, hoy los paredes, los barrotes se desvanecen, hoy puedo contemplar vuestros rostros y me veo junto a vosotros, cierro mis ojos materiales y puedo ver nuestra confianza y fervor espiritual, oigo nuestra voz que se eleva hasta el cielo, sube y sube perfumando el rostro de nuestro señor, te veo a ti hermano, te veo clamándole al  señor, a ti hermana te veo tus lágrimas de bendición, escucho los bellos cantos de los coros, que llegan ante nuestro Dios y pone atentos a los ángeles para que los escuchen, ¡Si, aquí estoy a vuestro lado!”.

El culto de adoración a Dios de esta magna festividad, inicio a las tres de la tarde en los tres principales templos de reunión de las Colonias Hermosa Provincia, Bethel y Maestro Aarón Joaquín, donde con alabanzas, canticos y glorias a Dios, los cientos de miles de hermanos esperaron el momento sublime de participar del cuerpo y la sangre de Jesucristo.

En completo orden y disciplina se desarrolló el evento y el cuerpo ministerial ingreso al templo para prepararse para la repartición del pan y el vino, no sin antes que con la representación y  autoridad conferida del Apóstol de Jesucristo Naasón Joaquín García le correspondió al pastor Evangelista Gilberto García Granados nombrar a los ministros que fueron ungidos como diáconos.

Tras un momento de meditación y reflexión de la iglesia, vino la oración de reconciliación y perdón de pecados que fue enviad por escrito desde sus prisiones por el Apóstol de Jesucristo Naasón Joaquín y leída por  su hijo Adoraim Joaquín Zamora.

Aquí estoy señor en mi celda, con mis brazos levantados hacia ti, viendo tu luz potente y tu rostro resplandeciente, te estoy pidiendo señor limpia cada corazón de mis  hermanos, libera cada alma afligida por el mal, redime a cada pecado que ofenda tu santidad, que a cada pecado derrama tu diestra de santidad, que en vez de maldad que haya bondad y amor que los peores sentimientos sean suplantados por tu compasión y misericordia, Dios os guarde y os bendiga, Naasón Joaquín García Siervo del Dios Altísimo”.

Acto seguido vino la presentación del Pan por parte del pastor Gilberto García Granados y se recordaron las palabas que decían los apóstoles, “Porque Naasón Joaquín Siervo de Dios y Apóstol de Jesucristo recibió  del señor lo que también nos ha enseñado,  que el señor Jesús la noche que fue entregado tomo pan y habiendo dado gracias lo partió y dijo tomad comed este es mi cuerpo que por vosotros es partido, el que come mi carne y bebe mi sangre tiene vida y yo le resucitaré en el día postrero”.

Los ministros fueron enviados a repartir el Cuerpo de Cristo, mientras que la iglesia seguía alabando y  glorificando al único Dios verdadero y participando de la Santa Cena.

Una vez que hubieron comido el pan le tocó al pastor evangelista Benjamín Joaquín la presentación del vino que representa la sangre de Jesucristo, “Porque el Apóstol Naasón Joaquín recibió del señor Jesucristo lo que también nos  enseñado que el señor Jesús la noche que fue entregado tomo también la copa después de haber cenado diciendo tomad bebed esta copa es el nuevo pacto en mi sangre; haced esto en memoria santa de mi”.

El vino que representa la Sangre de Jesucristo, fue repartido entre los miembros de iglesia sin importa su nacionalidad, idioma o color de piel y con reverencia y alabando a Dios concluyo la participación de la Santa Cena.

Antes de despedir a la iglesia se puso un audio donde el apóstol de Jesucristo Naasón Joaquín García, decía un Salmo para la Gloria de Dios, ”Pero hoy revive nuestro mor, nuestra fidelidad promesa de nunca abandonarte, contigo señor hasta la eternidad y con tu hijo Jesucristo hasta reencontrarnos en las bodas celestiales, pero mientras cantemos tus bondades, tu amor y tu misericordia, porque tú eres el único Dios y tu hijo nuestro único señor y salvador, amen y así es”.

Con el pacto renovado con Jesucristo, los miembros de la iglesia la Luz del Mundo fueron invitados a seguir pregonando por todo el mundo el mensaje de salvación para las almas y a anunciar que en la tierra hay un auténtico siervo de Dios y Apóstol de Jesucristo llamado Naasón Joaquín García, cuya autoridad sigue libre para predicar a la humanidad el gran amor con que Dios envió a su hijo al mundo para redimirlo en el sacrificio hecho en la cruz donde murió, pero que resucito al tercer día y hoy vive lleno de gloria sentado a la diestra de Dios.

Fotografías Cortesía Comunicación Social de la Iglesia la Luz del Mundo

Comentarios (0)add comment

Escribir comentario

busy